Cinéfila en RD Ines de los Santos

Cinco consejos para “pitchear” ideas a productores de cine

martes 28 agosto , 2018

Creado por:

Foto: Inés de los Santos

En el mundo del cine, pitching es presentarle una historia a un conjunto de productores o personajes de la industria que pueden o no estar interesados en comprarlo, dependiendo de la capacidad de convencimiento del guionista. Lo más difícil no es cómo llegar donde un productor (que aún así es difícil de conseguir), sino cómo presentar tu historia; en base a mis más recientes experiencias, más varios meses de tutoría con expertos sobre la industria del cine, estos son mis humildes consejos:

Practica tu discurso

Imagina que tu oportunidad de pitchear tu historia es como presentar la tesis. Practica exactamente lo que quieres que sepan de tu historia, contando el principio, el medio y el final, que suene una historia lógica, interesante y rentable. Practícala con alguien. Todo lo que no le haga sentido a esa persona, apúntalo, porque probablemente lo preguntarán los productores.

50 preguntas sobre tu historia

Lee la historia y escribe 50 preguntas de todo lo que te crea interrogantes. Trata de responderlo. Debes conocer tu historia a la perfección, que cada detalle minúsculo tenga sentido y que siempre sepas cómo explicarlo.

Relájate

Sí, este momento podría causarle a cualquiera un fuerte pánico escénico, pero mientras más relajado cuentes tu historia, mejor impresión causas. Si en algún momento sientes que tu miedo vencerá la batalla, haz una pausa, revisa tus notas y continúa con tu presentación.

Presenta una historia con antigüedad

Contar una historia que comenzaste a desarrollar hace dos semanas no es la mejor opción; se supone que tu idea debe haber pasado por meses de trabajo y desarrollo intenso. ¡Es más! Deberías tener un tratamiento ya escrito antes de presentarlo. Mientras más viejo y más borradores, mejor sabrás explicar tu historia.

Prepárate para las notas

Aunque no te compren la idea, siempre te darán notas o sugerencias, y créeme: por más crueles, insensibles, innecesarias o ilógicas que suenen, es bueno escucharlas, porque quizás en el momento la rabia y recelo te volverás sordo, pero las notas siempre ayudan a convertir la historia en un producto más rentable.

El pitching es la principal oportunidad de todo guionista para presentar sus ideas a una productora. Si tienes una idea y ya la has desarrollado lo suficiente para poder hablarla con alguien de la industria, anímate a contactar las productoras, porque aunque pocos lo crean, siempre habrá un productor interesado.


Digital no se hace responsable ni se identifica con las opiniones que sus colaboradores expresan a través de los trabajos y artículos publicados. Reservados todos los derechos. Prohibida la reproducción total o parcial de cualquier información gráfica, audiovisual o escrita por cualquier medio sin que se otorguen los créditos correspondientes a Digital como fuente.

Inés de los Santos

Inés de los Santos

Egresada de la Maestría de Guion Cinematográfico en el New York Film Academy, en el Campus de Los Angeles, California; y de la carrera de Comunicación Social, mención Producción Audiovisual, de la PUCMM. Crítica de cine y guionista en proceso. Creadora del blog "Cinéfila en RD”.

LO MÁS LEÍDO