Video

Psiquiatra destaca importancia de cumplir horario de psicofármacos administrados a niños

jueves 15 octubre , 2020

Creado por:

Zuleika Morillo, psiquiatra infanto-juvenil | Foto: Kelvin de la Cruz

La psiquiatra infanto-juvenil, Zuleika Morillo, destacó este jueves que la importancia de cumplir el horario de la administración de psicofármacos en niños, se debe a que de ese modo se garantiza la efectividad del tratamiento.

Durante una entrevista en La Receta Médica, Morillo explicó que cuando hay una hora pautada para administrar el psicofármaco a los niños, hay algo que se llama el tiempo que dura el medicamento funcionando en el torrente de la sangre.

“Entonces, para que eso funcione y dé el efecto que nosotros queremos, se le coloca un horario que el papá tiene que llevar al pie de la letra”, agregó.

De igual forma, la psiquiatra señaló que con frecuencia en caso de los adolescentes, luego de un tiempo de mejora, los papás quieren que los jóvenes sean autónomos y lleven el tratamiento ellos solos, por lo que dijo que no se debe y todavía los padres tienen que acompañarlos y más si se trata de un niño pequeño.

En ese sentido, sostuvo que el hígado de los niños actúa más rápido que el de los adultos, por lo que los especialistas toman en cuenta el tiempo que va a durar los efectos del medicamento en el hígado, para pautar un horario de administración.

“Entonces, cuando usted de cambia la hora porque se le olvidó, que nos pasa mucho en la clínica… no va a funcionar y se altera todo el proceso, es igual que la continuidad y la dosis”, expresó Zuleika Morillo al advertir que si se dosifica más de lo indicado se le provoca al niño cosas que no son las debidas y esperadas.

Reiteró que el horario y dosificación deben ser llevados “al pie de la letra”, si verdaderamente se quiere ver lo que se está buscando, como la desaparición de las cosas por la que los padres llevan a su hijo a la consulta.

La psiquiatra infanto-juvenil insistió en que durante el tratamiento los padres deben ser coadyuvante de sus hijos, que debe de haber una vigilancia hasta que el joven se emancipe, ya que según dijo ha visto que los pacientes que han avanzado son aquellos que tienen padres que se adhieren al cumplimiento del tratamiento de sus hijos.

“¿Pero se lo tengo que poner en la boca doctora?, si es necesario sí y revisar si se lo tomó, mientras podamos tenemos que hacerlo para asegurar que está listo para verdaderamente tomar cierto nivel de autonomía, que yo le llamo autonomía parcial con una vigilancia del uso continuo del tratamiento hasta que se lo diga su especialista”, manifestó.

Asimismo, refirió que si el tratamiento se interrumpe, el paciente no va a responder a la misma dosis, sino que habría que aumentarla y hasta agregar otro fármaco, y comenzar de nuevo con el proceso.

LO MÁS LEÍDO