El Programa de Medicamentos Esenciales/Central de Apoyo Logístico (Promese/Cal) benefició con donaciones de medicamentos a 210 instituciones, en 2017.

Según un comunicado de la institución, las instituciones fueron entre gubernamentales, eclesiásticas y organizaciones no gubernamentales.

La información la dio a conocer el director general de Promese/Cal, Antonio Peña Mirabal, luego de finalizar un encuentro con los directivos de las diferentes entidades beneficiadas por la institución que dirige.

El funcionario reveló que durante el 2017 Promese/Cal donó en medicamentos a las instituciones RD$12, 248,773.19 millones.

Las instituciones gubernamentales recibieron donaciones en medicamentos por un monto de RD$5, 078,498.68 pesos, las no gubernamentales RD$2, 395493.26 pesos. De igual modo, las entidades eclesiásticas fueron beneficiadas con un monto de RD$4, 774,781.25 pesos.

Destacó que en el año pasado a todas estas entidades les fueron despachando medicamentos como: analgésicos, antigripales, antihipertensivos, antibióticos, antipiréticos, psiquiátricos, antiulcerosos, entre otros.

En el encuentro Peña Mirabal pasó revista al programa de donaciones que tiene la entidad, al tiempo de recordarle a los representantes de las instituciones, que las entidades que no estén inscritas en el Ministerio de Economía, Planificación y Desarrollo no podrán seguir recibiendo donaciones de Promese/Cal.

Explicó a los presentes que deben tener al día, para poder recibir las donaciones de medicamentos, su registro nacional de contribuyente, registro de asociaciones sin fines de lucro y el exequatur del médico responsable, entre otros documentos que establece la ley.

Advirtió a las entidades que deben suministrar un informe mensual por escrito del uso dado a los medicamentos recibidos y el nombre de los beneficiarios, la dirección y como contactarlos.

Peña Mirabal fue enfático al recordarles: "Quienes reciban donaciones deben firmar declaración jurada, mediante la cual se comprometen a darle buen uso a los medicamentos, no comercializarlos y utilizarlos en la fecha de utilidad”.