La Comisión Europea (CE) anunció que tiene previsto proponer nuevas normas en 2018 para tasar a las empresas digitales, como Google, Amazon, Facebook o Apple, cuya recaudación sirva para compensar las cantidades que estas compañías estarían dejando de pagar al fisco.

El presidente del Ejecutivo comunitario, Jean-Claude Juncker, dijo en rueda de prensa al término de una cumbre informal de líderes europeos que Bruselas presentará esas iniciativas el próximo año, en favor de una imposición "equitativa y eficaz".

Una propuesta impulsada por Francia, con el apoyo de España, Alemania e Italia, pretende introducir una tasa sobre la facturación de las grandes empresas digitales cuya recaudación sirva para compensar las sumas que estas compañías estarían dejando de pagar al fisco en impuesto de sociedades.

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, dijo en rueda de prensa que la idea la apoyan 19 países, "lo que demuestra una verdadera dinámica" en favor de la propuesta.

Macron comparó los avances en ese ámbito en el fin del secreto bancario, que "todo el mundo ha comprendido que va en el interés general".

"Con la fiscalidad digital pasa lo mismo", añadió.

Sin embargo, países como Irlanda o Malta, que ofrecen un régimen fiscal ventajoso para las empresas, han mostrado ciertas reticencias.

El primer ministro irlandés, Leo Varadkar, criticó la propuesta y dejó claro que la solución no pasa por más normas, sino por "lo contrario".